Rigging en animación

En la animación y motion graphics, el rigging es un proceso creativo crucial que inicia con un modelo o escultura digital tridimensional, necesaria para poder deformar y animar personajes de manera fácil y efectiva. Se le llaman riggs a cada creación dirigida a un movimiento en particular, por nombrar solo algunos tenemos los riggs para piel, para músculos, extremidades.

Así, se crea una estructura de huesos y controles digitales dentro de una geometría, y con ayuda de los riggs, los animadores comienzan a darle vida al cuerpo, haciendo incluso movimientos faciales o sacudidas en la ropa y cabello. Es considerado un creador de marionetas digitales.

Este proceso requiere estar en constante cambio y desarrollo dentro de la industria, para crear más movimientos y hacerlo cada vez más realista, por lo que constantemente se requieren de más modelos de riggs.

Usos del rigging en animación

El principal aporte de esta ingeniería es brindar expresividad y movimiento corporal a cada personaje para destacar su carácter o personalidad. Es decir, se procura que el personaje 3D se mueva y gesticule conforme ha sido pensado en el diseño, generándose cierta realidad desde su fisonomía hasta su personalidad.

Sin embargo, se amplía su uso para aquellos elementos u objetos que requieren de un sistema mecánico para poder moverse o rotar, ya sea creando engranajes o cuerdas. En cualquier caso, para que esta creación pueda ser efectivo y eficiente, debe ser lo suficientemente intuitivo para que el operador no se encuentre con problemas relacionados con la falta de movilidad o movimientos antinaturales cuando se realiza el renderizado en 3d.
Los riggers, con conocimientos en programación, son los expertos encargados de desarrollar los sistemas procedurales para generar una movilidad lógica y creíble.

Definición de rigging

¿Cómo hacer un rigging en animación?

Para realizar el proceso de rigging se deben considerar tres aspectos necesarios, como son animación, deformación y pipeline.
Desde el ámbito de la animación, debe caracterizarse por ser rápido, pues de lo contrario sería poco efectivo para los animadores, pero a su vez debe cumplir con los parámetros del equipo de animación. Es decir, ser sencillo, realizable e intuitivo para los animadores.

En cuanto a la deformación, debe ser anatómicamente perfecto y debe cumplir con los requisitos de arte. Los riggs más conocidos o comunes están creados por deformadores de uniones, considerados herramientas de alto nivel para manipular, durante el modelado, los componentes de bajo nivel de una geometría de destino.
En la parte técnica, debe encuadrar con el pipeline de la empresa y ser funcional con la operatividad de ésta.

En concreto, a los efectos de la animación, primero se crea un sistema esquelético acorde con la forma básica del personaje. Una de las maneras más básicas para hacerlo es con la ayuda de esferas de estructura alámbrica digitales, creando uniones que puedan moverse fácilmente.
Estas uniones se representan por una pirámide de estructura alámbrica que se conectan con los huesos virtuales. Una vez que se tenga la estructura básica, el modelo 3D se acopla al esqueleto alámbrico para darle la movilidad deseada, procurando siempre que sea lo más real posible.